Opinión
Estás en: Inicio > Opinión > 2016, año de cambios
Columnas: Hablemos de política

2016, año de cambios

/ 30 de diciembre, 2016 / Raúl Pazos D.

Estamos a pocas horas de que termine el 2016, un año en el que se registraron acontecimientos sociales y políticos inesperados cuyo impacto real se registrará en los próximos meses del ya casi naciente 2017

A nivel internacional ocurrió un fenómeno para muchos impredecible. Un magnate norteamericano dedicado al negocio de los bienes raíces y a quien muchos atribuyen características nazis y sin ningún antecedente en los asuntos públicos, ganó la presidencia de los Estados Unidos contra todos los pronósticos.

De no ocurrir algo inesperado, DONALD TRUMP se convertirá en el principal huésped de la Casa Blanca desplazando a una añeja y aristocrática clase política que se alternaba en el poder de la nación más poderosa del planeta.

Pese a su flamígero discurso en el que lo mismo decía que México enviaba al vecino país criminales y drogadictos y que amenazaba con romper acuerdos comerciales multilaterales, además de enfrentarse con poderosos consorcios de la comunicación masiva, el rubio personaje está por sentarse en la silla que actualmente ocupa BARACK OBAMA.

Esto demostró con claridad que los estadounidenses, a quienes se le ve como gente próspera y despreocupada, en el fondo son una sociedad harta del estado de cosas que vio en TRUMP una alternativa esperanzadora ante el fracaso de las anteriores élites políticas, empezando por los BUSH y los CLINTON, que en términos mexicanos habrían sido lo más de lo mismo.

Este giro en la vida de Norteamérica inevitablemente tendrá repercusiones a nivel mundial, empezando porque se dice que el tradicional enemigo del Tío Sam, Rusia, operó para que el magnate triunfara ante HILARY, O sea que DONALD y VLADIMIR PUTIN han estado de acuerdo.

Y ello ha levantado una ola de protestas entre las clases más conservadoras de los Estados Unidos que crecieron con el pensamiento de que el encono entre norteamericanos y rusos está en la génesis social de las dos naciones. Cuántos no piensan que un entendimiento razonable entre ambas partes ayudaría a llevar un poco de paz a este convulso mundo.

En México, una ola de pensamiento innovador llevó al Partido Acción Nacional a ganar gubernaturas que antes ni en la imaginación estarían a su alcance, como es el caso de Tamaulipas. Simplemente el electorado envió un clarísimo mensaje de que estaba hasta la madre de como manejaba las cosas el Partido Revolucionario Institucional de cuyo seno habrían salido gobernadores rateros como JAVIER DUARTE DE OCHOA, en Veracruz.

Tras más de una década de lucha política, enfrentando los más duros ataques, FRANCISCO JAVIER GARCIA CABEZA DE VACA se convirtió en el primer gobernador panista en nuestro estado. Sencillamente apeló a los vientos de cambio para que la sociedad tamaulipeca asimilara su mensaje como una forma de acabar con un sistema basado en el abuso, la corrupción y la impunidad.

Todo lo anterior conforma nuevas tendencias en los conglomerados internacionales y locales que no pueden ser ignorados pues son diáfanos signos de que la insatisfacción social está cruzando las fronteras.

Y si de descontentos se trata basta ver el que ha provocado el anuncio de que en México el precio de las gasolinas aumentará a partir del primero de enero hasta en un 20 por ciento, con todos los efectos nocivos que ello conlleva para la economía familiar, empezando por los costos en el transporte público. PEÑA NIETO ha asestado una cachetada a sus gobernados, mientras que él tranquilamente juega golf o presume su lujosísimo avión en giras internacionales.

Por ello insistimos en que al margen de opiniones personales, la conciencia social mexicana está a la búsqueda de nuevas alternativas que ya no le hagan apretarse tanto el cinturón y que acaben con los privilegios de una clase política que vive en otro mundo, como los diputados y senadores que por estos días degustas viandas y de4scansan mientras que a sus representados los apuñalan arteramente. ¿O no, MERCEDES DEL CARMEN GUILLEN VICENTE y ESDRAS ROMERO VEGA?

Y allí es donde la figura de ANDRES MANUEL LOPEZ OBRADOR se ajusta en buena medida
a los deseos de millones de electores cuya voz no trasciende a los noticieros televisivos ni a las páginas de muchos medios impresos, pero que subyace como un sedimento corrosivo contra el actual entramado político que ha producido comaladas de millonarios en detrimento de las clases populares.

2016 nos deja la enseñanza de que la inequidad y la injusticia son elementos que gradualmente van cayendo ante el embate de las mayorías marginadas, lo mismo en Estados Unidos que en México y otros países.

Pero también debe reafirmar la vieja lección de que los pueblos tienen los gobiernos que se merecen. Mientras que aquí sigamos interesándonos más por la tabla de posiciones de un campeonato de fútbol o la fiesta de una quinceañera aprovechada con propósitos mediáticos y distractores sin importar el daño que en los hechos le causen a la festejada cuya vida no volverá a ser igual, los grandes problemas del país seguirán siendo manejados por elites egoístas y manipuladoras.

Pero en medio de este entorno aflictivo, nos queda el indestructible espacio espiritual para desearnos unos a otros buenaventuranzas en los tiempos que se avecinan. Por nuestra parte deseamos que en cada hogar desciendan las bendiciones del Ser Supremo, con el anhelo personal de que nos permita seguir plasmando en letras nuestro pensamiento.

raulpazos45@gmail.com