Opinión
Estás en: Inicio > Opinión > DEFILES CLASISTAS
Columnas: ENROQUE

DEFILES CLASISTAS

/ 20 de Abril, 2017 / JOSÉ LUIS HERNÁNDEZ CHÁVEZ

Como es habitual desde que concluyó la hegemonía política priista, la conmemoración del Día del Trabajo es festejado con magnos desfiles sólo en aquellos municipios que gobierna el PRI. En los que los alcaldes son del PAN, que como partido de patrones no se llevan bien con los miembros de la clase obrera, las conmemoraciones son distintas.

En el municipio de Madero que gobierna el panista Andrés Zorrilla Moreno, por ejemplo, los integrantes del llamado movimiento obrero organizado agrupado en la CTM, de filiación tricolor, no habrá marchas, se tienen programadas reuniones y ceremonias luctuosas para recordar el acontecimiento.

En Tampico, en cambio, gobernado por la alcaldesa Magdalena Peraza Guerra, que llegó al cargo con la camiseta del PRI y sus aliados el Verde Ecologista el Partido Nueva Alianza, los trabajadores recorrerán las principales calles de la ciudad, como es tradicional, para rendir homenaje a la lucha de los Mártires de Chicago, Cananea y Río Blanco y exigir mejores prestaciones al gobierno.

Como resultado de esas diferencias políticas, durante las administraciones de Diego Alonso Hinojosa Aguerrevere y Arturo Elizondo Naranjo, los dos jefes edilicios porteños pertenecientes a Acción Nacional, las huestes cetemistas desfilaron pero la caminata no fue saludada ni encabezada por las autoridades edilicias, como sucede cuando el municipio es gobernado por un presidente de filiación priista.

Hablando de otras cosas, a seis meses y medio de iniciada la gestión de gobierno de Francisco Javier García Cabeza de Vaca, se ha dado a conocer que la Auditoría Superior del Estado investiga a la administración del ex gobernador Egidio Torre Cantú. El objetivo, determinar si existe o no desfalco al erario público en el sexenio que presidio el victorense.

Según el Contralor del gobierno estatal, Mario Soria Landero, la ASE lleva a cabo revisiones de los documentos contables de la pasada administración y si la situación lo amerita se abrirán las cuentas públicas del ex mandatario tamaulipeco.

El titular de la contraloría dijo que no puede asegurar ni descartar que haya irregularidades, que eso lo determinarán las pesquisas.

A propósito de ex gobernadores, todo indica que Eugenio Hernández Flores podría correr una suerte similar a la de Tomás Yárrington Ruvalcaba, terminar en una celda de alguna prisión de los Estados Unidos.

Esto es lo que hace deducir, al menos, la nueva orden de aprehensión girada por tribunales del país gobernado por Donald Trump contra el ex gobernador mencionado en primer término que incluyen la incautación a Eugenio de 30 millones de dólares y algunas propiedades de este localizadas en Mac Allen y Austin, producto de actividades ilícitas, de acuerdo con las indagatorias estadounidenses.

Hernández Flores es acusado de transportar, transmitir y transferir fondos que conformarían el delito de fraude bancario, soborno y apropiaciones indebidas.

La diferencia entre el caso del ex gobernador de Veracruz que se encuentra preso en Guatemala con fines de extradición a México y los de Yárrington y Geño es que al primero lo buscaban las autoridades mexicanas, en tanto que los segundos tienen órdenes de captura pero del gobierno norteamericano.

Otro ex gobernador, priista para variar, que se encontraba en problemas pero que ha librado todas las acusaciones y procesos penales es el ex dirigente nacional del PRI, Humberto Moreira Valdez. A pesar de que se ha demostrado que su gobierno falsifico firmas y otros documentos para que el Congreso le autorizara endeudarse por 35 mil millones de pesos y de que luego fue detenido en España por otras actividades ilegales, el coahuilense se encuentra libre de toda culpa.

Y para borrar cualquier vestigio que pudiera significar algún riesgo judicial en el futuro contra el ex presidente del CEN, su hermano Rubén Moreira Valdez, actual gobernador de Coahuila, lo acaba de exonerar también de los delitos de fraude y operaciones con recursos de procedencia ilícita.

Por si las moscas, además, el profe Moreira busca la postulación de candidato diputado local de su tierra natal, que le proteja con el fuero constitucional. Con todo ese historial negativo, sin embargo, el inadvertido el dirigente nacional del ex invencible, Enrique Ochoa Reza, afirma que el abanderado de su partido a la gubernatura, Miguel Ángel Riquelme, va arriba en las encuestas. ¿Cómo la ven?

jljbip2335@gmail.com