)
Victoria
Estás en: Expreso > Victoria > Aseguran más carros que casas

Aseguran más carros que casas

En Tamaulipas sólo 41 mil 478 viviendas del millón 168 mil 418 que existen cuentan con un seguro contra daños por robo, o afectaciones climatológicas

/ 11 de julio, 2015 / Antonio de la Cruz

CIUDAD VICTORIA, Tamaulipas.- En Tamaulipas sólo 41 mil 478 viviendas están aseguradas, del millón 168 mil 418 hogares que existen en el estado, lo que representa 3.5 por ciento del total, informó la Delegación de Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (Condusef).

Esto orilla a promover en la población el uso de estos servicios, ya que los ciudadanos pueden proteger sus viviendas y bienes, frente a accidentes como incendios o de algún fenómeno natural como ciclones, sismos, inundaciones, entre otros.

Según información de Protección Civil en el estado, los daños más devastadores de fenómenos climatológicos, ocurrió en el 2010, cuando el impacto del huracán Alex, provocó daños a más de 8 mil viviendas, debido a inundaciones provocadas por el desbordamiento de ríos como el Pánuco, el Purificación y el Bravo, de las cuales sólo 700 casas estaban aseguradas, por lo que es importante invertir en este renglón para proteger sus viviendas.

Las casas en Tamaulipas son susceptibles a sufrir afectaciones principalmente por incendios, robo o inundaciones, que son algunos desastres que pueden presentarse y además provocar la pérdida del patrimonio familiar, por lo que se recomienda invertir en un seguro para este tipo de eventualidades.

 

Sale más caro asegurar un vehículo que casa

La Delegación de la Condusef y empresas dedicadas a la venta de seguros, advierten que en ocasiones es más caro asegurar un automóvil que una vivienda, sin embargo la falta de cultura del aseguramiento, origina que los tamaulipecos prefieran invertir en un seguro del vehículo que en su propia casa.

El costo de los seguros para casa habitación se calcula en función de las regiones del país o el estado.

No es lo mismo lo que paga una vivienda en Tampico, Madero o Altamira, que esta cerca del mar donde el precio será más alto, que otra que se ubica más en el interior como en el municipio de Victoria, Reynosa o Nuevo Laredo, aunque también influye el índice delictivo de cada ciudad, colonia o municipio.

Los seguros para casa son equiparables a los de automóvil: las de interés social pagan una prima promedio anual que oscila entre mil 500 y 2 mil pesos, mientras las que cuestan arriba de 500 mil pesos pagan entre 3 mil y 8 mil pesos anuales, dependiendo del valor comercial de la misma.

Mientras que el seguro de un automóvil que en promedio cuesta 200 mil pesos sale entre 8 a 14 mil pesos, pero el de un Jetta, que es uno de los vehículos con gran demanda en el mercado y altos índices de robo, llega a costar entre los 12 y los 15 mil pesos la anualidad del seguro».

Ante esta situación no se considera ni oneroso, ni descabellado gastar en un seguro para la vivienda.

Agrega la Condusef que los seguros para casa se clasifican en cuatro categorías que son: de contenido, robo, desastres naturales y gastos extraordinarios.

«El primer seguro que es el de contenido, cubre todos los muebles que posea, como electrodomésticos, ropa, joyas, obras de arte, entre otros, mientras que la póliza contra robo sólo se paga cuando se trata de robo con violencia, que equivale a que el peritaje arroje que se empleó la fuerza para robar la casa».

Afirma que el seguro de desastres naturales cubren daños causados por un terremoto, erupciones volcánicas, huracanes o inundaciones, entre otros.

El seguro contra incendios ampara todos los bienes que haya dentro de la casa al momento del siniestro, además de las instalaciones del edificio.

A veces incluye los llamados gastos extraordinarios, donde el seguro paga la renta de otra vivienda mientras se realizan las reparaciones pertinentes en la casa, retiro de escombro y otros arreglos.

Hay otros que incluyen beneficios extras gratuitos como son servicios de plomería, reparaciones eléctricas y otras.



¡No te lo pierdas!
Deja un comentario