Opinión
Estás en: Inicio > Opinión > Aplausos hoy… abucheos mañana
Columnas: Confesionario

Aplausos hoy… abucheos mañana

/ 05 de octubre, 2018 / Melitón García de la Rosa

Son pocos los alcaldes que una vez que se convierten en ‘ex’ pueden pasear por las calles de la ciudad que gobernaron sin recibir a sus espaldas o de frente el reclamo del pueblo ofendido por la falta de cumplimiento de compromisos, la mayoría tiene que irse y volver tres o más años después.

Así es mis queridos boes, resulta que los malos alcaldes a los dos años ya ‘apestan’, la empatía los abandona y la sangre se les vuelve pesada y mientras sus fortunas engordan, se van transformado de héroes sin capa, a zánganos, al menos para sus gobernados.

Por eso lo menos que reciben del pueblo a su regreso es una retahíla de mentadas de madre y abucheos masivos.

Lo vimos en los eventos de protesta de Tampico y Madero con los ex alcaldes Gustavo Torres Salinas y Esdras Romero Vega.

Ambos habían llegado a las alcaldías con ventajas muy suficientes, el del puerto con al menos dos intentonas de ser candidato y tras haber pasado por dirigencias estatales de sector en el PRI y la presidencia del Congreso del Estado, lo que no es cosa menor.

Lo menos que se esperaba de Torres Salinas era una administración exitosa, lo que resultó fue todo lo contrario: un alcalde que se dejó encapsular por dos o tres amigos que le inflaban el ego, al tiempo que lo alejaban de la gente.

Al final, una deuda que aún es una grave carga para las finanzas de Tampico, más problemas que soluciones y un ex alcalde que al menos por dos años ha vivido casi enclaustrado, en el anonimato.

El domingo, los presentes en la toma de posesión del nuevo alcalde de Tampico, Gustavo se llevó tremendo abucheo, lo que le debe haber dejado en claro que algo debió haber hecho muy mal cuando gobernó.

Más atrás en Tampico, Óscar Pérez Inguanzo terminó peor, a salto de mata hasta que fue detenido y encarcelando, meses de encierro y tortura, al final lo liberaron.
Su último año en la alcaldía fue un desastre, cientos de burócratas sin aguinaldo, decenas de proveedores sin pago, fueron solo parte de sus pecados. Tras ser liberado se alejó de la política.

La experiencia amarga le bajo las ganas de ser gobernador, como se lo sugerían sus cercanos, como le vendían sus analistas de cabecera.

Ahí cerca en Madero, ya decía arriba, Esdras, quien gobernó ese municipio también recibió el ‘buuuuu, buuuu’ de rechazo de lo que fue su pueblo.

Porque el suyo fue un gobierno de puertas cerradas, de cuates y los excesos característicos de los líderes petroleros.

Ahora está en busca de la dirigencia de la Sección Uno del Sindicato de PEMEX y lo del domingo debe haberlo puesto a reflexionar.

Más botones de muestra: Jesús de la Garza Díaz del Guante, que por años fue el eterno candidato a la alcaldía y terminó como uno de los peores presidentes municipales que por esa tierra hayan pasado.

La ciudad destrozada, una nómina de asesores grosera e insultante, nepotismo y otras ‘gracias’ lo han convertido en un ‘zombee’ político.

En Victoria ocurrió con personajes como Arturo Diez Gutiérrez al que no pocos apodaban ‘El Menso’.

En fin, los ejemplos son para que los nuevos alcaldes entiendan que el tiempo que los aplausos que hoy reciben, por el periodo de luna de miel, serán tan efímeros como un cometa, pero el desprecio de los ciudadanos si no hacen las cosas bien puede durar toda la vida.

Sería una lástima que ese sueño tan anhelado de muchos de los que hoy estrenan las oficinas principales de los palacios municipales, dentro de tres años se conviertan en pesadilla y a la vez en sus tumbas políticas.

El gabinete de Xico…
No, no es fácil armar un buen equipo de trabajo, en Victoria el alcalde Xicoténcatl González Uresti a tres días de administración ya tiene su primera baja formal.

Se trata de José Azpeitia Cruz, quien se supone renunció a la dirección de Obras Públicas y hoy podría haber hasta un sustituto o sustituta.

¿Qué pudo haber ocurrido como para que en dos o tres días de trabajo a un funcionario le pidan su renuncia o renuncie por su voluntad?
Por lo pronto anoche ya se informaba de una terna para sucederlo: José Antonio Villanueva, Édgar Javier Valdez o Ruth Rodríguez, si una mujer, no estaría mal que hiciera mancuerna con Ceci Del Alto en la titularidad de la secretaría estatal del ramo.

Comentarios:
meliton-garcia@hotmail.com
Twitter: @melitong