)
Opinión
Estás en: Inicio > Opinión > Un geñista para ‘El Tucán’
Columnas: El Kiosko

Un geñista para ‘El Tucán’

/ 13 de septiembre, 2019 / Héctor Garcés

Un amigo cercano a la familia del ex gobernador de Tamaulipas, el priista Eugenio Hernández Flores, actualmente en prisión, fue designado nuevo presidente estatal del Partido Verde Ecologista de México (PVEM).
Se trata de Ricardo Gaviño Cárdenas, con residencia en San Pedro Garza García, Nuevo León, un licenciado en Mercadotecnia, egresado del Instituto Tecnológico de Estudios Superiores de Monterrey (ITESM).
Este personaje, en cuya cuenta de Instagram se dice ‘orgullosamente tamaulipeco’, tiene un breve paso por el servicio público: a partir de febrero de 2017, es decir, en el tramo final del sexenio pasado, se desempeñó como coordinador de la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol) en Oaxaca.
Aunque ahora le tocará dirigir a ‘El Tucán’ en Tamaulipas, Ricardo Gaviño Cárdenas no vive en el estado desde hace varios años. De hecho, a mediados de 2018, contrajo matrimonio en Monterrey, con María Angela Guerra.
Según reportó la frívola revista ‘Chic’, especializada en eventos de la influyente ‘high society’ regia, la cena, realizada en casa de la novia, consistió en un menú de ‘Delicate’ y postres de Catalina Fernández, una repostería que se encuentra dentro del ‘refinado’ gusto de las familias de alcurnia que viven en ‘San Peter’.
Por tanto, el nuevo presidente del PVEM en Tamaulipas tendrá que trasladarse a algún municipio del Nuevo Santander para comenzar a residir, seguramente a Ciudad Victoria, donde persisten los intereses políticos y económicos (bajo tierra -literal-), del geñismo.
El anuncio de la llegada de Ricardo Gaviño Cárdenas se hizo por medio de las redes sociales del Partido Verde. En la fotografía aparece el nuevo dirigente tamaulipeco acompañado de los diputados federales Carlos Alberto Puente Salas, presidente nacional de la organización ‘fifí’ dizque ecologista, y de Arturo Escobar y Vega, coordinador del grupo parlamentario del PVEM en el Congreso de San Lázaro.
La presencia de Arturo Escobar, que aparece tal como se acostumbra en este tipo de fotos, muy sonriente, llama mucho la atención por un motivo: era el principal ‘padrino’ de Jesús González Macías, hasta el pasado fin de semana dueño de facto de ‘El Tucán’ en tierras tamaulipecas.
No sólo eso: Arturo Escobar y Jesús González Macías, ex diputado local y ex delegado federal de Semarnat en el estado durante el sexenio peñanietista, son socios en una rentable empresa transportista que opera en Texas, en la frontera con México.
Incluso, se afirma que el ex propietario de la franquicia del PVEM en tierras tamaulipecas prácticamente se la pasa más tiempo en los Estados Unidos, atendiendo sus negocios.
Si bien hace seis días se consumó la caída de Patricio King López, mejor conocido como ‘El Inútil, de la dirigencia estatal del Partido Verde, en realidad su separación representaba el fin de ciclo de Jesús González Macías en la organización partidista.
Después de haber sido candidato del PAN a la diputación federal por el Séptimo Distrito en el año 2000 y a la diputación local por el distrito maderense en 2001, González Macías se acercó al Partido Verde a través del ‘demonio’ Ricardo Villarreal Mendoza y, se puede decir, ‘se sacó la lotería’.
Como partido ‘títere’ del viejo sistema político priista en Tamaulipas, el Verde o, mejor dicho, su dirigente, vivió tiempos de abundancia económica: hasta adquirió un ‘jet’, junto con un socio, para viajar a distintos puntos del país y del extranjero. Una de sus empresas, fue un jardín de niños, hoy administrado, tras un escandaloso litigio, por su ex esposa.
Sin embargo, con la estrepitosa derrota del PRI en las elecciones de 2016 y la pérdida de la gubernatura, una de las víctimas del derrumbe fue Jesús González Macías. Con su caída, se lleva a los integrantes de su reducido equipo, entre quienes siempre figuró su consentido Patricio King López, al que hizo diputado local y dirigente estatal a pesar de su notoria incompetencia.
La fotografía tomada en la Cámara de Diputados junto a Ricardo Gaviño Cárdenas, es evidencia de que Arturo Escobar abandonó, por lo menos en el tema político, a su socio Jesús Gonzalez Macías, quien ha optado por no asomar la cabeza y guardar silencio sepulcral.
Con la llegada a la dirigencia del Partido Verde de un personaje ligado al geñismo, surge una pregunta: ¿Cómo será visto este nombramiento en los más altos niveles del gobierno estatal y de los vientos del cambio?

PEPE RÁBAGO FELICITÓ A CHUCHO NADER
‘Chucho, estás haciendo un gran trabajo como presidente municipal’, le dijo José Francisco Rábago Castillo, ex alcalde porteño, a Jesús Nader Nasrallah, el pasado martes por la noche, después de concluir el primer informe de gobierno, evento realizado en el Centro Cultural Metropolitano.
Pepe Rábago sabe de lo que habla: el contador público presidió una administración que se caracterizó por la obra pública, en especial la pavimentación de calles. Por tanto, la felicitación que le brindó a Chucho Nader, además de sincera, se encuentra sustentada.

Y PARA CERRAR…
Erasmo González Robledo se alista para rendir su primer informe de actividades legislativas, el cual se llevará a cabo el lunes 23 de septiembre, a las 12 horas, en el auditorio del Instituto Tecnológico de Ciudad Madero (ITCM).
Uno de los posibles invitados especiales al informe del diputado federal maderense es Alfonso Ramírez Cuéllar, presidente de la Comisión de Hacienda y Presupuesto del Congreso de San Lázaro.