)
Opinión
Estás en: Inicio > Opinión > El Guasón y Batman
Columnas: El Patinadero

El Guasón y Batman

/ 19 de octubre, 2019 / Juan Antonio Montoya Báez

“Los sicarios son sicópatas depravados, depredadores violentos, decididos que no respetan las reglas, ni tienen emociones para escuchar consejos de madres o abuelitas”

Al salir la película de Joker, todos los ciudadanos nos sentimos un poco de sicólogos y nos metimos algunos en el papel del actor principal de la película.
En la historia se muestra  como la sociedad ignora a las personas con enfermedades mentales, pero también como la pobreza se convierte poco a poco en rencor social y termina odiando a las clases altas y justificando los males de los desprotegidos.
El personaje del Joker es un desadaptado social que sufre de diversos trastornos, como psicópata, trastorno obsesivo compulsivo, bipolaridad y  al ser relegado de la sociedad poco a poco se deteriora su salud, y termina siendo acogido como líder en una sociedad que reclama espacios y tiene sed de justicia.
Tras los hechos que  tuvieron lugar en Culiacán, Sinaloa, dicen que todo mundo nos sentimos estrategas militares y policiacos, con múltiples y variadas opiniones con respecto a los sucesos que se dieron por y después de la detención de OVIDIO GUZMÁN LÓPEZ, el hijo de JOAQUÍN “El Chapo” GUZMÁN.
Sin embargo, la historia del “Joker” o Guasón, como lo conocemos los mexicanos,  parece que se repitió en la ciudad de Culiacán, donde cientos de individuos que se unieron a la delincuencia organizada por  diversos motivos, pero uno de los más socorridos es que se sienten desplazados sociales y por la falta de oportunidades, ahora se lanzaron a la calle para rescatar a su jefe.
OVIDIO, un personaje que no encaja en el narco común, pues fue capturado con una camisa de la marca “Cuidado con el Perro”, fue rescatado por cientos de individuos fuertemente armados, sin conciencia de la vida.
Los sicarios son sicópatas depravados, depredadores violentos, decididos que no respetan las reglas, ni tienen emociones para escuchar consejos de madres o abuelitas, que quizá fueron desechados de sus hogares que son imposibles de tratar y carentes de emociones.
Ellos fueron los encargados de ir por OVIDIO, quien fue liberado en una negociación llena de claro oscuros donde las autoridades federales justificaron que pusieron primero la vida de los ciudadanos.
Los sucesos sientan un precedente, vacío de información, caos social, con contradicciones, mentiras, verdades, locuras, acciones lógicas de las autoridades permiten crear el guión perfecto de una próxima película de héroes  y anti héroes.
Sin embargo, es el momento de preguntarnos quien era el “Jocker en Culiacán”,  pues al menos en la historia de la película el personaje principal se empodera tras protestas y toma de calles, encabezando a los menos favorecidos y personas con rencores sociales, quizá muchos ellos personajes de alta peligrosidad como los que rescataron a OVIDIO.
La duda es sobre quién gobierna México.
Por lo pronto el abogado del Chapo agradece al Presidente ANDRÉS MANUEL LÓPEZ OBRADOR que hayan liberado al hijo de “El Chapo” y no le hayan causado daño.
El ex aspirante a diputado local  ANIBAL MARTÍNEZ GONZÁLEZ hace un resumen del asunto:
Ahora será así: Los detendrán, “los malos» sacaran a su ejército a las calles y el gobierno ordenará que los liberen. Ya les tomaron la medida y el ejemplo cundirá”.
El desánimo empieza a propagarse hasta en los más asiduos partidarios del pejismo.
No es una lucha de clases, es una historia que desgraciadamente se repite en todo el país.
Vivimos  el empoderamiento del rencor social, la impunidad y el caos.
Lástima que no tenemos a Batman.
Bueno, por hoy es todo.
Adiós y aguas con los patinazos…
Contacto:
patinadero@hotmail.com