)
Opinión
Estás en: Inicio > Opinión > Líos laborales
Columnas: Líos laborales

Líos laborales

/ 14 de junio, 2020 / JUAN SÁNCHEZ MENDOZA

En los últimos días decenas
de trabajadores eventuales
de la Secretaría de Salud
han reclamado su basificación
–algunos ya tienen más de diez
años laborando bajo contrato–,
pero condicionando a que la ‘plaza’
sea federal (por ser más elevadas las
percepciones).
De Altamira, Madero, Tampico,
Nuevo Laredo, Reynosa y Matamoros,
por citar a representantes de los
2, 300 eventuales que hay en el
estado, a Ciudad Victoria vinieron
a dialogar con la secretaria Gloria
de Jesús Molina Gamboa y Adolfo
Sierra Medina –el dirigente de la
sección 51 del Sindicato Nacional
de Trabajadores de la Secretaría
de Salud (SNTSS)–, pero ella y él
evitaron los encuentros, así que los
inconformes amenazan con paralizar
labores en todos los nosocomios del
estado adscritos a la SST.
Entre ellos, el Hospital Psiquiátrico
de Tampico; los 3 hospitales civiles
(Madero, Nuevo Laredo, Victoria);
9 hospitales generales (Altamira,
Mante, Matamoros, Nuevo Laredo,
Reynosa, San Fernando, Tampico,
Victoria y Valle Hermoso); 2 infantiles
(Victoria y Reynosa); y 5 integrales
(Abasolo, Aldama, Jaumave, Miguel
Alemán y Río Bravo).
También el Centro de Transfusión
Sanguínea, el Centro Oncológico de
Tamaulipas, el Centro Renacer, las 12
Jurisdicciones Sanitarias y todas las
Unidades Médicas.
Obviamente es prácticamente
imposible que logren su objetivo.
Y más ahora con la emergencia
sanitaria, pero abonan al descontento
de médicos y enfermeras,
paramédicos y el personal
administrativo que cotidianamente
se quejan por falta de instrumental o
equipo de protección en sus labores;
y hasta de que no han recibido el
estímulo federal ofrecido (hace dos
meses) ni existen las condiciones
higiénicas para evitar su contagio.
Hay quienes suponen que atrás de
los inconformes estaría el sindicato
porque su dirigente falló en el intento
de que Molina Gamboa destituyera
al director de Recursos Humanos,
Gerardo Garza Córdova; como al
titular de Relaciones Laborales,
Humberto Longino Ferrusquilla Díaz,
quienes, para él, serían los culpables
directos del ‘congelamiento de
plazas’.
Para la chiapaneca su estadía
en esta ciudad no ha sido nada
fácil, ya que antes de la epidemia
(del coronavirus) se vio obligada
a ‘recortar’ parte del personal y
meter orden administrativo por
los anomalías que le dejaron sus
antecesores: Lydia Madero García y
Norberto Treviño García Manzo.
La neoleonesa estuvo al frente
de la SST por tan sólo seis meses. Y
el mentado ‘Don Teofilito’, durante
el régimen gubernamental de
Egidio Torre Cantú dejó hacer a
su libre arbitrio a Nazario Assad
Montelongo (‘El Pollo’), en la
compra de medicamentos y equipo;
manejo de nóminas y viáticos, las
compensaciones y otros apoyos
monetarios; la contratación de
personal y la rehabilitación de
infraestructura hospitalaria, cuando
menos.
Todo ese desorden fue lo que
encontró Molina Gamboa a su llegada
a la Secretaría de Salud; y las cosas
empeoraron cuando Sierra Medina
llegó nuevamente a la dirigencia de
la Sección 51 del SNTSS (agosto de
2019).
Obviamente, en busca de fueros
idos.
Por cierto, ¿a algunos de sus
colaboradores más cercanos los
acusan de estar inmiscuidos en la
venta de plazas?
Hasta donde sé, ya existen varias
denuncias en la Fiscalía General del
Estado como en la Contraloría estatal.
Por vía de mientras hay que
esperar el desenlace de las protestas
que podría darse en los días
sucesivos.
SEMÁFORO NARANJA
El semáforo implementado por la
Secretaría de Salud (federal), para
indicar el estado de emergencia
en que se encuentra el país por la
propagación de la epidemia del
coronavirus, marca naranja en
Tamaulipas.
Pero en los últimos días aquí en la
entidad siguió ascendiendo la curva
de casos positivos y decesos; así que
el Gobierno estatal sigue aplicando
las restricciones bajo su propia
medición.
Hace dos días la Organización
Mundial de la Salud (OMS) le advirtió
al Gobierno de México que se vive
el momento más peligroso de la
pandemia y por eso debe reforzar
las medidas básicas de higiene
para evitar rebrotes que agraven el
problema.
El representante del organismo
en nuestro país, Christian Morales,
dijo que la población tiene la
responsabilidad de continuar
confinada, “ya que la epidemia está
avanzando hacia su máximo apogeo”.
Y, que al no tener una vacuna contra
el virus, las medidas de prevención
deberían aplicarse en un período de
18 a 24 meses.
“Estamos viviendo uno de los
momentos más complejos –dijo–, y
más peligrosos de la epidemia, donde
varias entidades federativas avanzan
a la cima. Algunas ya se encuentran
ahí; han empezado a descender, pero
aún están muy cerca de la cúspide”.
Lo cierto es que, acorde a las cifras
que ofrece la Dirección General de
Epidemiología, la propagación del
coronavirus crece en todo el país
pese a las medidas adoptadas por el
Gobierno federal, pues hasta la fecha
incluso la sociedad no ha entendido
la gravedad del problema y sigue
saliendo a la calle ‘en plan familiar’ o
comprar bebidas alcohólicas.
Tampoco algunas autoridades
gubernamentales de los tres órdenes,
y eso lo vemos en el mapa, pues
han dejado que sus comunidades
regresen a ‘la nueva normalidad’,
pese a los riesgos que conlleva la
convivencia.
Cierto es que el aislamiento
podría influir a evitar el contagio,
¿pero en una familia donde el padre/
madre tienen que salir a la calle para
procurar el alimento diario cómo
evitarlo?
Hay programas, también es cierto,
de auxilio
Sólo que estos solamente
benefician a los ‘empadronados’
en ciertos programas federales y
estatales.
No a toda la población.
En fin, el contagio sigue y se
multiplica cotidianamente.
¿Hasta cuándo?
ALARGAN CUARENTENA
De acuerdo al Periódico Oficial del
Estado –en su edición del viernes
12–, los servidores públicos del
Gobierno de Tamaulipas continuarán
trabajando desde casa hasta el 30 de
junio próximo.
Esto se determinó en la sesión
del Comité Estatal para la Seguridad
en Salud, donde se recomendó
ampliar la licencia laboral con goce
de sueldo a los servidores públicos
de las dependencias y entidades de
la administración pública estatal,
atendiendo a la situación sanitaria
prevaleciente por el Covid-19.
Lo anterior, se dijo, con el
propósito de prevenir la propagación
y transmisión del coronavirus.
De esta forma se instruyó a
los titulares de las dependencias
y entidades de la administración
pública estatal, a efecto de que los
burócratas adscritos a su cargo
continúen hasta el 30 de junio del
presente realizando sus labores
encomendadas desde casa, siempre
y cuando no resulte indispensable
efectuarlo desde su centro de
trabajo, derivado de la situación de
emergencia actual.
Este acuerdo modifica los
artículos sexto, séptimo y décimo
originalmente publicados en el
documento publicado el pasado 29
de mayo, que ampliaba la licencia
a servidores públicos hasta el 15 de
junio.
Así, desde que inició la
contingencia sanitaria en la entidad,
Tamaulipas ha sido uno de los estados
que mayores esfuerzos y estrategias
han realizado para mitigar el contagio
y atender de manera eficaz a quien
resulte positivo para este virus; se
edificaron 8 hospitales móviles en
las zonas de mayor concentración
poblacional, se aplica diariamente
el programa doble no circula en los
municipios con mayor densidad
vehicular, así como puesta en línea
del sitio web y línea telefónica
atendidos por especialistas del sector
salud: coronavirus.tamaulipas.gob.mx
Correo: jusam_gg@hotmail.com