Seguridad
Estás en: Expreso > Seguridad > Bebé cae a canal y muere ahogado

Bebé cae a canal y muere ahogado

Bastaron solo unos minutos para que el pequeño saliera de su casa, cayera en un canal de riego, fuera arrastrado por la corriente y perdiera la vida

/ 07 de septiembre, 2015 / Víctor Gutiérrez


EL MANTE, Tamaulipas.- La tragedia se hizo presente en un hogar de la colonia Morelos, pues un pequeño de tan sólo un año y cinco meses perdió la vida al caer en un canal de riego que corre paralelo al camino que llevaba al ejido de San Miguel de la Mora.


Alrededor de las ocho de la noche con 10 minutos, técnicos en urgencias médicas, de guardia en la Cruz Roja Mexicana, salieron de sus instalaciones a bordo de la unidad 131 para dirigirse al camino antes referido, donde el Centro de Control, Comando, Comunicaciones y Cómputo (C-4) les informaba de un menor que había caído a un canal de riego.


Al llegar a la colonia Morelos, vecinos del sector les indicaron que sobre la lateral Juárez, aproximadamente a doscientos metros de la última casa, se hallaba el pequeño.


Se trataba de Yael Alexander, de un año y cinco meses de edad, cuyo menudo cuerpo yacía tendido sobre la terracería, a un costado del canal de riego, resguardado por sus padres y familiares.


Los socorristas, al revisar sus signos vitales y darse cuenta de que no respiraba, procedieron a realizar las maniobras de reanimación cardiopulmonar (RCP) para lograr que reaccionara.


Sin embargo, tras varios minutos de maniobras, los intentos fueron infructuosos, el pequeño había perdido la batalla por la vida.


Un vecino de la colonia, quien sacó al menor del agua, explicó que este se había salido de la casa donde vivía con sus padres y cayó en el canal, “Nomás empezamos a escuchar los gritos del muchacho que si no habíamos visto al niño, y empezamos a recorrer el canal. Cuando llegué aquí, vi al niño, me metí al agua y lo saqué. Ya me andaba pa’ sacarlo, el agua lleva bastante fuerza y luego está aquí una caída”.


Al lugar de los hechos arribó la representante de la Agencia Segunda del Ministerio Público Investigador para dar fe de los terribles acontecimientos, ordenando que el cuerpo de Yael Alexander fuese llevado a una funeraria, para llevar a cabo la necropsia de ley.


Agentes ministeriales se encargaron de entrevistar a los padres del infante, quienes se identificaron como José Alfonso Hernández Vázquez, de 22 años de edad y Maricruz Téllez Grimaldo, de 28 años, para conocer los detalles de lo ocurrido.


Hernández Vázquez explicó a la autoridad que se había tratado de un accidente tras un breve descuido, “lo acababa de bañar, le puse su ropa y lo dejé con otros niños, pero fue cuestión de menos de cinco minutos que lo perdí de vista. Comencé a buscarlo porque no lo vi y lo primero que pensé: el canal. Me vine corriendo, luego me alcanzó mi vecino en la moto y mi papá se fue más adelante con la camioneta. Un vecino lo vio y lo sacó”.



¡No te lo pierdas!
Deja un comentario