Opinión
Estás en: Inicio > Opinión > Los errores del PES en el Distrito Ocho
Columnas: El Kiosko

Los errores del PES en el Distrito Ocho

/ 16 de abril, 2018 / Por Héctor Garcés

A 18 días del inicio de las campañas en el proceso electoral federal, la coalición ‘Juntos Haremos Historia’ no tiene candidata a la diputación federal por el Octavo Distrito, con cabecera en Tampico.

Hasta hoy, la alianza integrada por el Movimiento de Regeneración Nacional (Morena), el Partido Encuentro Social (PES) y el Partido del Trabajo (PT) no ha hecho un sólo acto proselitista en tierras jaibas ni en la zona sur de Ciudad Madero en busca de la posición en el Congreso de San Lázaro.

Los días pasan y, de manera extraña, los partidos que respaldan el proyecto de nación de Andrés Manuel López Obrador no han realizado el mínimo esfuerzo por tener presencia en la carrera por la diputación federal del Distrito Ocho.

Por supuesto, el tema podría pasar, conociendo el perfil y la trayectoria de ciertos dirigentes (Abdies Pineda Morín y Rigoberto Rodríguez Rangel, del PES), de lo extraño a lo sospechoso.

La alianza lopezobradorista no tiene candidata porque su fórmula electoral, la titular y la suplente, renunciaron por separado, por decisiones inscritas en condiciones diferentes.

La candidatura estaba conformada por Marcela Treviño Unda, en la titularidad, y Olga Sosa Ruiz, en la suplencia. Ambas fueron designadas por el PES.

Marcela Unda, la guapa chica que reporta el estado del clima fue postulada por Encuentro Social sin importar que ella no contaba con la capacidad y el conocimiento que se requiere para llegar a la Cámara de Diputados. Su designación generó críticas de un sector de la prensa (EL KIOSKO, of course) y, sobre todo, de las redes sociales, cuyos cuestionamientos fueron demoledores.

Ante esa situación, ‘La Chica del Clima’ optó por desaparecer. No soportó la presión. No hizo ningún evento de campaña. Se supo de ella hasta la tarde del 3 de abril, cuando se presentó en las oficinas de la Junta Distrital 08 del Instituto Nacional Electoral (INE) para presentar su renuncia a la candidatura a diputada federal por la coalición ‘Juntos Haremos Historia’. Fue un azaroso debut y una vergonzosa despedida.

Luego, el pasado jueves 12 de abril, vino la renuncia de Olga Sosa Ruiz a la suplencia de la candidatura a la diputación federal por el Octavo Distrito. Dos días antes, esta columna reveló que la ex priista no quería hacer campaña, una vez que su nombre era la opción lógica para ocupar la vacante que dejó Marcela Unda.

Si bien ‘La Chica del Clima’ renunció porque no aguantó la presión mediática y de las redes sociales en su contra (una reacción normal en quien nunca ha participado en el ambiente político), la renuncia de Olga Sosa despierta, como todo lo que hace el PES en este proceso electoral, una profunda sospecha.

Una prueba para la suspicacia: el pasado fin de semana, la carismática y en muchas ocasiones frívola ex legisladora local priista participó en un ‘Croquetón’ (donativo de croquetas, alimento para perros) a favor de un albergue denominado ‘Melody Patitas’.

Más allá de la lluvia de críticas que se llevó en las redes por donar ‘un costal de las croquetas más corrientes’, a EL KIOSKO le llamó la atención el hecho de que Olga Sosa vistió una blusa morada, color del Partido Encuentro Social, pero ella no portó una bandera, ni una manta, ni siquiera una cartulina a favor de Andrés Manuel López Obrador, candidato presidencial de la alianza establecida por Morena, PES y PT.

Solo en una imagen de grupo, una persona levanta una pequeña bandera morada que, en letras blancas, dice: ‘AMLO’. Al menos eso es lo que se observa en las fotografías que ella subió a su cuenta de Facebook. De hecho, en la breve frase que redactó tampoco pidió el voto para ‘El Peje’.

Es sospechoso que Olga Sosa Ruiz no pida el voto para Andrés Manuel López Obrador considerando que ella es candidata del PES a diputada federal por la vía plurinominal. Ocupa el segundo lugar del listado de la representación proporcional por la Segunda Circunscripción. Por tanto, se supone, debería apoyar la campaña del candidato presidencial del PES.

Se supone… pero no lo hace. La pregunta es muy sencilla: ¿Por qué no lo hace?

Ante estas actitudes de Encuentro Social y ante el tiempo perdido (¡18 días de campaña!), el Movimiento de Regeneración Nacional ya pidió la facultad para designar a la candidata a la diputación federal por el Octavo Distrito. En los altos mandos de Morena ya están fastidiados por los errores del PES en el Distrito con cabecera en Tampico.

Ante la exigencia de Morena, Abdies Pineda Morín y Rigoberto Rodríguez Rangel, dirigentes del ‘mini-partido’, se niegan a dejar la designación en manos morenistas. La presión por designar candidata aumenta cada día. ¿La presión derivará en pugna?

Más preguntas: ¿Qué va a pasar con la coalición ‘Juntos Haremos Historia’ en el Distrito Ocho? ¿Hasta cuándo van a designar a la candidata a diputada federal? ¿Quién la va a nombrar? ¿El PES o Morena? ¿Y el PT… por qué no dice nada sobre el asunto? ¿Y Olga Sosa… por qué no promueve, en sus ‘eventitos’, a AMLO?
Química para principiantes: Ya ven que el agua y el aceite no se pueden mezclar.

Y PARA CERRAR…

Mientras los lopezobradoristas (desconocemos si lo son los cuatro o cinco integrantes del PES -contando a Olga Sosa-) no hacen campaña en el Octavo Distrito, la candidata de ‘Por Tamaulipas al Frente’ a diputada federal, Rosario González, tiene agenda llena desde las 7:30 horas en el arranque de semana.

Por cierto, su rueda de prensa, en la que contará con la presencia de Francisco ‘Kiko’ Elizondo, presidente estatal de Acción Nacional, se pospuso para mañana.