Opinión
Estás en: Inicio > Opinión > Gelatina sin cuajar
Columnas: El Patinadero

Gelatina sin cuajar

/ 11 de septiembre, 2018 / Juan Antonio Montoya Báez

Aprendió bien y el diputado local PEDRO LUIS RAMÍREZ PERALES se convirtió en el nuevo dirigente de la Sección 10 del Sindicato de Trabajadores del Instituto Mexicano del Seguro Social.

Podrán darse todos los alegatos alrededor del proceso, pero  los números son los que hablan y dicen una historia de lo que sucedió en Apodaca, Nuevo León, donde los empleados sindicalizados del IMSS decidieron quién los representaría en los siguientes años.

El gran perdedor lo fue el químico ARTURO GÓMEZ HERNÁNDEZ, quien se quedó otra vez sólo como aspirante a Secretario General de la Sección X del IMSS, cuando tuvo todo para ganar y se negó a realizar las alianzas para levantar la mano de triunfador.

Hoy al término del proceso, no acepta los resultados y asevera que no se respetó la voluntad de los trabajadores en una votación en la que asegura haber triunfado.

En ese sentido, dijo que la diputada local y Secretaria General BEDA LETICIA GERARDO HERNÁNDEZ pretende  heredar el puesto a su esposo PEDRO LUIS RAMÍREZ PERALES.

El químico señaló que las irregularidades comenzaron con la elección de delegados al Congreso y posteriormente con la elección del lugar donde se desarrollaría la votación, “nada más de entrada si es una elección de Tamaulipas no tenían porqué hacerlo en otra entidad.

La realidad es que el referéndum se decidió desde que surgieron los aspirantes, que fueron el propio RAMÍREZ PERALES que encabezó la planilla roja y es originario de ciudad Mante, RAÚL MONTESINOS de la Planilla Naranja de la Clínica 77 de Ciudad Madero y GÓMEZ HERNÁNDEZ del hospital 6 maderense.

GÓMEZ todo lo hizo mal, de entrada sabía de antemano que arrancaba con 48 votos en contra, pues todos los miembros del comité votarían en su contra.

BEDA LETICIA ni siquiera tenía que pedirlo, los seccionales estaban con su esposo, todo es cuestión de intereses y lealtades.

Tampoco quiso hacer una alianza inicial con MONTESINOS a pesar de los acercamientos que se dieron en ambos equipos. Lo perdió la soberbia y su deseo de comerse todo el pastel y en el castigo lleva la penitencia.

No es un inocente, sabía lo que enfrentaba y en el Sindicato del IMSS desde hace tiempo que se viven  las pautas que se marcan desde la zona cañera. No había razón para considerar que habría una pelea limpia.

La inocencia y la soberbia perdieron al químico, quien deberá de esperar una nueva oportunidad para evitar quedarse en el ya merito.

Las alianzas se hacen antes de la batalla, cuando se hacen por desesperación y compromiso, la pintura de la unidad ya se raspó, perdiéndose una real oportunidad de ganar. Los compromisos de última hora nunca cuajarán, es gelatina de mala calidad.

En tanto, el alcalde victorense ÓSCAR ALMARAZ SMER cerrará su administración al frente de uno de los ayuntamientos en el país que más recursos bajó para obra pública, gestionando en estos dos años un presupuesto histórico.

“Tiene una gran habilidad, su conocimiento le permitió hacer en 2 años lo que se hizo en Ciudad Victoria en materia de obra pública en más de una década, casi 500 calles pavimentadas, 38 obras de infraestructura en 29 escuelas, mil cuartos dormitorios, 500 pisos firmes y obras de gran calado como el 17 entre muchas otras”, afirmó el Director de Obra Pública SERGIO CASTILLO SAGÁSTEGUI.

El funcionario destacó la gran coordinación con el Gobierno del Estado y la Federación, lo que permitió desarrollar un programa de obra pública sin precedente para la Capital.

Bueno, por hoy es todo.

Adiós y aguas con los patinazos…

Contacto:
patinadero@hotmail.com