Opinión
Estás en: Inicio > Opinión > Primer golpe…
Columnas: Confesionario

Primer golpe…

/ 13 de septiembre, 2018 / Melitón García de la Rosa

Terminar con la evaluación de los maestros en este país será el primer gran golpe de la dichosa ‘cuarta transformación’ del régimen que terminará de tomar el poder el 1 de diciembre, el martes quedó claro que una de las pocas promesas de campaña que va a cumplir Andrés Manuel López Obrador y los suyos será cancelar la reforma educativa.

Así es mis queridos boes, el exhorto de la aplanadora de MORENA y algunos otros aliados para que se cancele la evaluación magisterial no es otra cosa que un atentado a la posibilidad de tener un México más desarrollado, más maduro, más crítico.

El argumento es que la reforma educativa no lo es tal, sino que es una reforma laboral, que atenta contra los derechos de los mentores.

Pero la realidad es que el espíritu de la reforma educativa, algo de lo muy poco que hay que reconocer se logró en el sexenio de Enrique Peña Nieto, es precisamente el de mejorar la educación de nuestros niños y jóvenes, exigiendo estándares medianamente internacionales a quienes tienen en sus manos la enseñanza en el país, y ojo, se les paga por ello.

Los morenistas y muchos maestros afines a la cancelación de la reforma educativa insisten en que la evaluación es ‘punitiva’, que los castiga.

Pero señores, si está bien claro que si bien la evaluación es obligatoria para todos, les dan hasta tres oportunidades para acreditar la misma. Eso en ninguna parte de la iniciativa privada ocurre, si un ingeniero o un médico o un diseñador no es capaz, a la primera se va despedido y punto.

A los maestros se les dan tres oportunidades y hasta se les ofrece la capacitación en lo que están fallando, más todavía, cuando se plano está demostrado que simplemente no pasaron la evaluación, ni siquiera se les corre, sino que se les reubica fuera de grupo.

Es decir no hay un solo dejo de que la reforma en el tema de las evaluaciones sea punitivo, por el contrario creo que es altamente complaciente.

Los maestros tendrían que reconocer que buena parte de la responsabilidad de que en este país nuestros niños no sepan ortografía, ni idea de matemáticas, ni una pizca de historia, lectura deficiente y demás calamidades es de ellos, con sus honrosas excepciones claro.

Por donde se le vea, el exhorto que el martes aprobó la aplanadora de AMLO en el congreso es el inicio de una tragedia nacional, porque si bien es cierto que el Gobierno de Enrique Peña Nieto puede o no aceptar dicho llamado de los diputados, está bien claro que una vez Ake el Peje se siente en la silla del poder caerá la evaluación y se cancelará por completo la reforma.

Lo del martes es sólo el deseo de destruir a todas luces, porque cancelan o pretenden cancelar la evaluación sin siquiera presentar una reforma propia; es decir no proponen nada, sólo tumban lo que ellos no aprobaron.

Júrenlo, que se trata de un pago de favores políticos al SNTE de Elba Esther Gordillo y sus secuaces, a los que el Gobierno de AMLO se perfila para entregarles de nueva cuenta la administración de todo el sistema educativo.

Esto significa que volverán las ventas de plazas de maestro, las plazas heredadas, las secciones sindicales obesas pagadas con recursos de la SET, en fin un mugrero.

Ahora que regresen a territorio los diputados federales por Tamaulipas afines a AMLO tendríamos que reclamarles una explicación del por qué de su voto a favor de cancelar la evacuación. 

Nos deben esa explicación: Olga Juliana Elizondo Guerra, Héctor Joel Villegas González, Adriana Lozano Rodríguez, Erasmo González Robledo y Olga Patricia Sosa Ruiz.

Aguas con Ley Fong…
No hay aún una lista oficial de quienes van a ocupar los principales cargos en el Gobierno que encabezará Jesús Nader en Tampico a partir del 1 de octubre, pero algunos han comenzado a lanzar la voz de alerta sobre algunos personajes.

En especial me quiero referir a Juan Carlos Ley Fong, quien fuera Secretario del Ayuntamiento con Gustavo Torres y que no pocos creen o temen pueda ser considerado para la Oficialía Mayor en el gobierno panista por entrar.

En un correo, uno de los lectores de esta columna me pide tocar el tema y pone el dedo sobre todo en el caso de los préstamos (regalos disfrazados de préstamos) que se hicieron durante la gestión de Torres Salinas.

“Entonces qué pasará con el tema de los préstamos ilegales y aún insolutos a los regidores de GTS?? (Sic) Lamentablemente, si se confirman, no pasará nada y quedarán impunes”, dice 

“El dinero que es de todos los tamaulipecos se quedará en los bolsillos de esos ex regidores sinverguenzas”
Considerar de mi parte dos cosas: una, no es buena señal la eventual incorporación de Ley Fong en la administración entrante por el sello que arrastra y dos, el alcalde que viene va a tener que mostrar mano dura y recuperar el dinero que se embolsaron los ex regidores de Gustavo Torres, esa sería pues una excelente señal. Ojo en Madero hay casos similares que pudieran relucir muy pronto.

Comentarios:
meliton-garcia@hotmail.com
Twitter: @melitong