)
Opinión
Estás en: Inicio > Opinión > Nueva grandeza mexicana
Columnas: Polvo en el camino

Nueva grandeza mexicana

/ 30 de septiembre, 2019 / Max Ávila

* El columnista es Premio Nacional de Periodismo 2016, autor de las novelas “Erase un Periodista” y “Rinconada, la historia prohibida del maestro Ricardo” y del libro de cuentos, “Por acá dejó su alma”.
El periódico “La Razón” de la CDMX recién publicó una encuesta por medio de la cual acredita triunfos a MORENA, en nueve (en realidad son ocho “seguros”), de los diez estados donde en el 2021 habrá elecciones para gobernador.
Dicha encuesta fue realizada por “Massive Caller”, y las entidades de presunta mayoría morenista son: Campeche, Chihuahua, Colima, Guerrero, Nayarit, Sinaloa, Sonora y Zacatecas.
Si las abrumadoras tendencias no varían, el partido de AMLO ganaría dos estados al PAN (Chihuahua y Nayarit) y el resto al PRI.
En tanto mantiene empate técnico en Querétaro (panista), y con posibilidades de lograr mayoría en el independiente Nuevo León, donde conserva ligera ventaja.
En este escenario, el PAN perdería parte de los 23.5 millones de habitantes que ahora gobierna, mientras que MORENA estaría incrementando su influencia que ahora es de 34.2 millones de avecindados en Puebla, Baja California, CDMX, Chiapas, Tabasco y Veracruz.
Respecto del PRI, estaremos de acuerdo que sigue en caída libre, sin embargo no obsta para que conste, que aun “es mano” en doce estados que suman 42.6 millones de habitantes. Quedaría reducido sin embargo, a la mitad.
El progreso para MORENA parece inevitable con todo y el golpeteo de que el régimen ha sido víctima por parte de “ya saben quiénes”, que con todo su poder, dinero e influencia mediática, le han hecho a AMLO “lo que el aire a Juárez”.
Por supuesto que el fortalecimiento morenista se debe a la obra democrática y de justicia social encabezada por el presidente, en una república en proceso de rescate de la corrupción e inmoralidad política prevaleciente durante el neoliberalismo.
Usted dirá no se entiende, cuando la batalla por la dirigencia de MORENA se ha convertido en un pleito de perros y gatos, (dicho sea sin ganas de ofender a los animalitos). Y la inquietud tiene sentido, pero aquí hablamos de la organización y no de aquellos (a), que circunstancialmente son protagonistas de tal disputa.
Aunque viéndolo bien y despacio, la confrontación pública en cuestión, crea más confianza, considerando que al final de cuentas la elección tendrá alto grado de credibilidad, debido a su transparencia precisamente.
Quedamos en que MORENA está en posibilidad “de barrer” en la mayoría de las gubernaturas que estarán en juego en el 2021 y ello será garantía de que AMLO sea ratificado para concluir el sexenio.
Y no será necesario que aparezca en las boletas, considerando que lo más importante sigue siendo el enorme apoyo popular.
En cuanto a los berrinches de Mister Fox, Marko Cortés, Felipe Calderón, Alejandro Moreno Cárdenas y socios(as) que les acompañan, “si tienen tele, ahí se ven”.
Y luego ya ve que hasta los panistas históricos tienen sus diferencias, como Diego Fernández de Cevallos y don Vicente. El primero super “encaboronado” por la frasecita esa de que, “hay que darle en la madre a la Cuarta Transformación”.
El PAN no lo merece, dice “el jefe”, y pue-que tenga razón.
ES POR EL CONGRESO…
Quizá en su modo de ser, pensar y actuar, los integrantes de la LXIII legislatura local consideren que son merecedores de pasar a la historia.
Ellos y ellas lo creen, por ello dejarán constancia al grabar sus nombres en atractiva placa metálica, con la esperanza de que las generaciones que nacen, crecen y se reproducen, reconozcan su trabajo.
Nada tiene que ver eso de que “el cargo dura solo tres años pero la vergüenza toda la vida”.
Tal vez tampoco cuente la investigación respecto de la productividad de los congresos realizada recién, por la Organización Congreso Calificado, que tiene otros datos, ubicando al tamaulipeco en el lugar 30 de los 32 existentes.
Sea que es de “los piorcitos”.
De acuerdo con dicho estudio, nuestro congreso apenas tuvo una producción de iniciativas de 0.47 por diputado, en tanto que la más sobresaliente fue la de San Luis Potosí con 32.85 por cada uno de quienes integran el poder legislativo del vecino estado.
“¡Apa con la diferencita!”, diría “Capulina”.
Y no lo tomen como crítica o ataque del escribidor, toda vez que se trata de una mera e inocente referencia.
Y en cuanto a la millonada que dicen recibirán o recibieron, como “pago de marcha”, no hablemos, o mejor dicho, “de eso no estamos hablando”, ¿qué tal y que resulta “puro chisme”?.
SUCEDE QUE
Es de esperar que durante la manifestación con motivo del 2 de octubre, de nuevo aparezcan grupos violentos patrocinados, seguramente, por quienes pretenden desestabilizar al régimen federal.
Habrá más vigilancia pero también más riesgo de agresiones contra cuerpos de seguridad.
Buscan que haya sangre y víctimas, recurso último de los conservadores a quienes no importa la salud republicana, solo sus intereses.
Y ni modo que sea invento.
Y hasta la próxima.